Nacional

Incumplen todos en caso del río Sonora: pobladores

En vísperas de cumplirse seis años del desastre ecológico en los ríos Sonora y Bacanuchi, provocado por el derrame de desechos tóxicos de la Mina Buenavista del Cobre, propiedad de Grupo México, integrantes de los Comités de Cuenca Río Sonora (CCRS) lamentaron el incumplimiento de promesas de acceder a la justicia y remediar los daños causados por la empresa de Germán Larrea, el segundo hombre más rico de México.

“En estos seis años pasó una administración federal y llegó otra. Pasó un gobierno estatal y otro tomó su lugar. Pasaron gobiernos municipales. Todos han tenido en sus manos el caso río Sonora y todos han prometido lo mismo: traer justicia, remediación, agua limpia, salud, castigar a Grupo México, vigilar a las mineras y terminar con los privilegios de estas empresas. Todos, hasta ahora, han incumplido”, denunciaron pobladores de la región afectada.

Los afectados

Luego de recordar que 22 mil personas resultaron con afectaciones por el derrame de más de 40 millones de litros de sulfato de cobre acidulado sobre los ríos Sonora y Bacanuchi, destacaron que Germán Larrea se enriquece más y “expande su proyecto ‘Gran visión’ en Cananea para poder extraer más minerales”.

En el documento titulado “Río Sonora: 6 años de promesas incumplidas”, la organización Proyecto sobre Organización, Desarrollo Educación e Investigación (PODER), que ha representado a los CCRS, recabó las voces de los pobladores afectados, quienes —apuntó— viven en la incertidumbre, “sin evidencias confiables de la calidad del agua que consumen y el suelo en el que siembran; sin acceso a atención médica especializada y sin tener certeza sobre la seriedad de las enfermedades en sus cuerpos.

En una crisis económica sin precedentes que ha obligado a familias enteras a migrar y a intentar rehacer sus vidas ‘del otro lado’; (viven) con inseguridad alimentaria, que ha modificado sus hábitos de consumo, y con la angustia de que una tragedia similar o peor podría suceder en cualquier momento”.

Sobre el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, los integrantes de los CCRS reconocieron que “ha generado altas expectativas” al admitir el incumplimiento de los compromisos de Grupo México para remediar el daño causado en el río Sonora, así como la existencia de más enfermos que los 381 reconocidos oficialmente, además de la inoperatividad de la Unidad de Vigilancia Epidemiológica y Ambiental de Sonora (UVEAS).

También, que persiste la presencia de metales pesados en el agua, que rebasan las normas, y que no se erogaron 800 millones de pesos del presupuesto del Fideicomiso Río Sonora para la remediación.

Mostrar más

Más notas

Back to top button
Close